Consentimiento de cookies
Hair Advisor

Te has lavado el pelo varias veces a la semana desde que eras joven, y sin duda has estado haciendo lo mismo que mamá te enseñó desde entonces. Pero,¿alguna vez te has preguntado si realmente estás dando en el clavo con tu rutina de lavado? ¿Cómo sabes si lo estás haciendo bien?

La verdad es que, saber cada cuánto lavarse el pelo, y perfeccionar los días de lavado harán que veas una mejora importante en la salud y condición de tu pelo. Realiza estos pequeños cambios en tu rutina sobre cómo lavarse el pelo correctamente y te lo agradecerá seriamente. ¿Estás lista? Vamos a empezar…

Desenreda tu pelo suavemente

Tu cabello está más débil cuando está mojado, por lo que es importante que lo desenredes antes de la ducha en lugar de durante o después del lavado; de lo contrario, es más probable que se enganche y se rompa el cabello. Cepilla suavemente tu pelo antes de meterte en la ducha para tu sesión de champú, usando un cepillo natural o un peine de dientes anchos para minimizar el riesgo de enganches.

Champú como nunca antes

El cabello sano comienza desde las raíces, así que comencemos con algunas técnicas de aplicar champú para asegurarte de que sabes exactamente cómo lavar el cabello desde la raíz hasta las puntas.

Cuando se trata de cuánto champú usar, una cantidad del tamaño de una moneda es un buen punto de partida, que aumenta si tu pelo es especialmente grueso y sientes que necesitas más poder de limpieza.

Una vez que tu cabello esté mojado, masajea suavemente el champú en el cuero cabelludo y las raíces para eliminar el sebo y cualquier otra acumulación: este es el lugar donde realmente se acumulan todas esas “impurezas”, por lo que es la máxima prioridad cuando se lava. Luego, desciende hasta los medios y las puntas antes de enjuagar, evitando el agua muy caliente que tensa el cabello.

¿Dejar el lavado hasta el último momento posible? No dudes en optar por otra ronda de champú si sientes que tu cabello lo necesita. Como se dice: enjabona, enjuaga, repite.

Tipos de champú; elegir el adecuado

A la hora de elegir un champú adecuado para ti, hay un par de reglas generales a tener en cuenta. La prioridad para el cabello fino que queda lacio fácilmente es elegir una fórmula que no esté cargada de agentes acondicionadores apelmazantes; el Champú Cuidado Clásico limpia suavemente sin dejar residuos.

En el otro extremo de la escala, los tipos de cabello más grueso y rizado anhelan esos ingredientes acondicionadores. El Champú Suave y Liso es ideal para suavizar los rizos encrespados, y el Miracle Shampoo Rizos Definidos está específicamente formulado para pelos ondulados y rizados, ya que aporta una hidratación adicional, a la vez que combate el encrespamiento.

¿De verdad no sabes cuál es la mejor fórmula para ti? Asegúrate de leer nuestra guía detallada sobre cómo elegir el champú adecuado para ti cuando hayas terminado aquí.

Acondicionar el pelo con cada lavado

No importa si tu pelo es fino o grueso, liso o rizado, debes usar acondicionador cada vez que le des un buen lavado. Debido al desgaste diario, tu cabello está perdiendo la hidratación saludable que necesita.

A la larga, si no lo nutres lo suficiente, utilizando el acondicionador adecuado, el cabello se secará, dañará o se romperá. Incluso para el pelo que se vuelve graso fácilmente, la hidratación es necesaria, ¡así que no te saltes este paso!

Sin embargo, tu tipo de cabello determinará el acondicionador que sea mejor para ti. El cabello fino necesita un buen golpe de hidratación, pero es importante elegir una opción más ligera. Decídete por nuestra colección Purifica y Reconstruye Hair Biology; estos ofrecen toda la hidratación que necesita el pelo fino sin nada de peso.

Cuanto más grueso sea tu pelo, más denso será el acondicionador: nuestro Acondicionador 3 Minute Miracle Repara y Protege de hidratación intensa, fue diseñado específicamente para cabellos dañados, que necesitan una reparación inmediata, mientras que para los rizos encrespados te proponemos dos opciones para cuidarlos: nuestro Acondicionador Suave y Liso, para un cabello más suave y con mejor comportamiento y, nuestro nuevo Acondicionador Frizz Control y Luminosidad Hair Biology, que proporcionará a tu cabello un brillo reluciente, combatiendo el encrespamiento común a este tipo de pelo.

Para una inmersión profunda en la mejor combinación de acondicionador dependiendo de tu tipo de pelo, lee nuestras guías sobre el acondicionador para cabello rizado y el mejor tratamiento reparador para el pelo dañado.

Controla la manera en que secas tu pelo también

Incluso antes de salir de la ducha, aprieta suavemente el cabello para liberar parte del exceso de agua.

Es tentador darle a tu pelo un buen masaje y secarlo con una toalla, ¡pero resiste esa tentación! Este proceso es increíblemente duro para tu pelo y puede causar daños y roturas a largo plazo; no es lo que quieres para tu melena.

En cambio, busca una camiseta de algodón o invierte en una toalla de microfibra para envolver tu cabello, ya que esto extraerá el agua y acelerará el proceso de secado.

Somos grandes defensores de secar tu pelo al aire, pero es posible que no siempre tengas tiempo para sentarte esperando que tu pelo esté seco. Cuando usar secador sea imprescindible, asegúrate de aplicar protección contra el calor, como nuestro Sérum Intensivo Repara y Protege, y baja la temperatura en tu secador de pelo para reducir el daño infligido en tu cabello.

Peinar con cuidado

Para una melena más atractiva, la clave es dar estilo a tu peinado de manera que conserves la salud de tu cabello. Porque, recuerda: un pelo sano es un pelo más hermoso.

Antes de armarte con cualquier utensilio térmico, asegúrate siempre de que tu pelo esté completamente seco. Si viertes una gota de agua en la placa caliente de una plancha, la verás chisporrotear y freírse, ¡no quieres que le pase lo mismo a tu pobre cabello! Igual que con tu secador de pelo, baja la temperatura en tu rizador o plancha.

O, mejor aún, adopta tu estilo natural por completo y deja tus utensilios durante una semana. Si necesitas algo para ayudar a mantener tu peinado en su lugar, nuestra Crema de peinado “suavidad irresistible” te dará la fijación flexible que buscas para un pelo liso y perfectamente peinado durante todo el día.

Esperamos que ahora te sientas aún más segura de la manera correcta de llevar tu pelo desde el prelavado hasta el buen día para el cabello. Sigue estos consejos y trucos al pie de la letra y tu cabello realmente te lo agradecerá.

¿Fue útil este artículo?